Libertad: Esa bonita palabra





TODOS estamos de acuerdo en algo: La libertad no es negociable, sino exigible. Si nos la niegan, o tratan de restringirnosla, simplemente nos la tomamos. Sin pedir permiso a nadie.

Pero... ¿Que entendemos por libertad?... ¿Libertad de empresa?... ¿Libertad de mercado?... ¿Libertad de movimiento para mercancias pero no para personas?

Un par de cosas estan claras: "La libertad de uno termina donde empieza la del otro", y "Solo se puede ser realmente libre si se es responsable".


Bobina Tesla: La electricidad se abre camino, tanto más, cuanto más la tratas de contener.

Esta es una web sobre movilidad sostenible, y hablar de cosas tan profundas como la libertad, parece mas un ejercicio de política que otra cosa. La pólitica etimologicamente significa "El conjunto de los asuntos de la polis, o 'ciudad' en griego", y aunque nos parezca que hablar de política es solo hablar del PP y del PSOE, lo cierto es que la política lo abarca todo, no solo las elecciones de los supuestos representantes en los que supuestamente delegamos el poder de hacer las leyes.

En relación con la movilidad, "nuestra política" como sitio web de referencia (entre otros muchos ilustres sitios web de referencia) siempre ha ido y siempre irá en una dirección dual: Sostenibilidad y Libresponsabilidad.

Puesto que no creemos que la libertad y la responsabilidad sean conceptos separables, nos inventamos una nueva palabra que los auna: "libresponsabilidad".

En estos meses de andadura hemos logrado contribuir a la popularización del coche eléctrico como alternativa al coche de combustión. Pero a veces parece que este cambio de modelo que proponemos, conlleva alguna pérdida de libertad.

Si la autonomía de las baterias, o la escasez actual de puntos de recarga parecen reducir la libertad del coche eléctrico, con respecto al coche de gasolina, hay que hacer algunas matizaciones importantes relativas a la libertad.

Los que disponemos de algún tipo de VE, ya nos hemos acostumbrado a cargarlo en el enchufe de casa. Esto es libertad: Los coches de combustión solo se pueden "cargar" en las gasolineras.

Puesto que entendemos que esta libertad es buena, pero insuficiente, proponemos que todo el mundo "Comparta su enchufe" de forma que la misma libertad que tengo para cargar el coche en mi casa, se la cedo a todo aquel que quiera usar mi enchufe, y a cambio espero que los demás hagan lo mismo por mi.

Esto es más libertad: Ya no solo soy yo el único "libre de gasolineras", sino que todo el que comparte su enchufe y tiene un VE, también lo es.

Puede que esto sea también insuficiente. Es muy probable que sea un engorro tener que estar pendiente de si el dueño del sitio donde voy a cargar mi coche está o no en casa, y esto determine mi propio recorrido. Y en este sentido sería desable que hubiera "enchufes de uso público automáticos" no atendidos por personas.

Y estos enchufes de uso público automáticos están al caer. Pero... ¿Esto nos dará mas libertad, o nos sacara de Malaga para caer en Malagón?. Si me acostumbro a usar estos enchufes de uso público para cargar mi VE... ¿No estaré liberandome de las gasolineras para atarme a otras redes igual de limitantes de mi libertad?...

Es una buena pregunta. La respuesta depende de quien sea el dueño de estos enchufes públicos automáticos: Si son las 4 compañías grandes de siempre, entonces no habremos aumentado nuestra libertad, sino que solo habremos cambiado de dueños de nuestra movilidad. Da igual si se trata del estado o los ayuntamientos, de compañías eléctricas, de compañías constructoras o de electrolineras propiedad de los mismos dueños de las gasolineras. Por eso no nos gusta hablar de "electrolineras" con olor a gasolina, y preferimos hablar de "enchufes públicos".

Desde los primeros tiempos de la electricidad, a finales del siglo XIX, la sociedad ha desplegado iluminación eléctrica pública, en forma de farolas en la calle. Sin embargo hasta ahora la sociedad no ha desplegado "enchufes públicos" por dos motivos: Seguridad (no es bueno poner enchufes con corriente en la calle y que un niño meta los dedos y se achicharre) e Identificación del usuario (si cualquiera puede usarlos sin identificarse, pagarían justos por pecadores el consumo, y además se podrían utilizar con fines terroristas o delictivos).

Estos dos inconvenientes (seguridad e identificación) se resuelven por medio de internet: Los enchufes públicos van a estar disponibles para todos, van a ser populares y muy baratos de usar, van a ser seguros contra accidentes, el consumo lo paga el que los usa, y no se pueden usar sin dejar un mínimo de rastro que los jueces (y solo ellos) puedan seguir para evitar usos delictivos o terroristas, pero que a la vez no compromete de ninguna manera nuestro derecho a la intimidad.

Y lo mas importante de todo: Nadie los va a poder monopolizar.

Nuestro objetivo, como sitio web de referencia (entre otros muchos, insisto), siempre será que haya una multiplicidad de enchufes públicos y que nadie pueda monopolizar la movilidad autónoma de nadie.

Asi que vaya todo el mundo haciendose a la idea: En breve habrá enchufes públicos automáticos por todas partes, y serán cada uno de un dueño diferente, de forma que nadie pueda fijar o alterar unilateralmente los precios, ni restringir la libertad de recarga, ni la movilidad autónoma de nadie.

Si alguno está pensando en montarse un imperio de puntos de recarga, al que atar al usuario final de los VEs, desde ya le avisamos que fracasará.

Porque la electricidad se abre camino con libertad y responsabilidad, y no admite ataduras de ninguna clase.

La electricidad es libre desde el principio de los tiempos, y por muchos obstáculos que se traten de poner a su libertad intrínseca, siempre encontrará por donde escaparse de las cadenas.